What involved people have to say

Opiniones de los afectados

  • Lo que dicen las enfermeras voluntarias y los maestros:

El entusiasmo y la alegría que veo en lo ojos de las niñas con las que actúo mediante este fondo que da una paz interior que conlleva toda la fuerza necesaria para seguir adelante.

Antes de estar en el programa de ustedes, había sentido cierto complejo de inferioridad:  podía verse que estaba deprimida y que desconocía lo que vendría después en su formación, pero ahora se siente muy segura.  Muy fácilmente se relaciona con las amigas en la práctica de deportes, con otros clubes y con el trabajo académico.  Por tanto, su participación es completa.

La educación de las niñas es actualmente muy importante en nuestra sociedad porque antes se sabía que el puesto de las niñas estaba solamente en la cocina, pero esos días han terminado.  Las niñas deben avanzar y conseguir el más alto nivel de educación.  [Una de las niñas del Fondo GCEF] está tratando de llegar a la universidad, lo que sabemos que conseguirá.

  • Lo que dicen los cuidadores y los padres:

Mea ha librado de la carga de pensar lo que el futuro reserva para ella y cómo podría yo conseguir los fondos para cuidar de ella financieramente.

Ahora, que ha participado en el programa durante dos años, puedo ver un futuro claro para la niña pues llegará a terminar la escolarización/formación.  Estos son los cambios experimentados desde que se unió al programa:  sus resultados en la escuela son prometedores, y ella se siente feliz pues sabe que el programa satisface sus necesidades.

Cuando mi marido murió en 2004, mis hijos eran todavía muy pequeños.  Yo sabía que nadie iba a ayudarme a educar a mis niños, y mucho menos a llevarlos a la escuela.  Empecé a buscar trabajo a tiempo parcial y a hacer pequeños negocios para conseguir fondos para las necesidades de la alimentación y la escuela.  La financiación que conseguimos (del Fondo GCEF) ayudará a mis hijos a terminar su educación.  No sé lo que hubiera hecho sin este programa.

  • Lo que dicen las niñas:

Este programa es mi madre y mi padre.  Para mí lo significa todo.

El futuro es prometedor porque el Fondo GCEF existe y se cumplirán mis sueños.

Este programa es la razón por la que voy a la escuela y por la que estoy donde estoy porque, créanme, cuando perdí a mi padre en la primaria parecía que todo se había acabado pues él era el único proveedor y tengo otros hermanos, por lo que no era fácil que yo continuara.  Mis parientes paternos querían que yo me casase y alguno me decía que me dedicase a otra cosa, por lo que, si tengo que hablar de esto con alguien, le diré que ésta es la razón por la que estoy asistiendo a la escuela.  Este es el motivo por el que estoy donde ahora estoy para mis cursos académicos y para mi formación y mi futuro en general, y por el que muchas otras niñas como yo tienen su futuro en la educación.

Lo que me gusta del programa es que, en tanto que niñas, continuaremos nuestra formación y no dejaremos la escuela.  Quiero ver que el programa ayuda a otras niñas como yo que necesiten esa ayuda.  Y quiero dar las gracias por todo lo que ustedes han hecho por mí y lo que ustedes están haciendo para impulsar la educación de las niñas.

Última actualización el Miércoles 15 de Enero de 2014 01:00